Solidario de día, descontrolado de noche

Alguien debería haberle explicado a Justin Bieber, a esta altura, que existe algo que se llama "reputación" o, al menos, que debería ser un poco más cuidadoso cuando sale a divertirse. Lo cierto es que el cantante teen -o alguien de su entorno- parece querer limpiar un poco su apedreada imagen y se puso a pensar cuál era la mejor manera de hacerlo. La conclusión a la que llegó fue que, publicando buenos mensajes en Twitter y promoviendo la solidaridad, seguramente muchos olvidarían su reciente derrotero de fiestas y descontrol.

"Siempre da algo a cambio" o "Juntos podemos cambiar el mundo" son algunos de los mensajes que compartió en las últimas horas, siempre acompañadas por tiernas imágenes suyas compartiendo un rato con niños carenciados. ¡Awwwww, Justin! Al fin estás recuperando la brújula, todos sabíamos que eras un alma sensible…

Sin embargo, el encanto duró poco: unas horas más tarde, nos enteramos que el astro canadiense y su padre se negaron a dejar de fumar marihuana durante un vuelo entre Canadá y Nueva Jersey, aún cuando el piloto del avión se lo solicitó en persona. Bueno, cualquiera tiene un mal momento, seguro que está arrepentido, ¿no? No, parece que no: Justin sólo quiere divertirse. Y si no, vean las fotos de su noche de "reviente" en Atlanta, junto a su nueva novia y el peso pesado del hip-hop, Diddy Combs.

Fuente LA NACIÓN (GDA)

Anterior:

Taylor y Niall juntos en Londres

Siguiente:

Taylor, Ed y Cara cantan juntos

Noticias relacionadas

Deja un comentario