Tips para cuidarte en la era virtual

  • No envíes fotografías tuyas (menos que menos en bikini o poca ropa) a nadie. Recordá que todo lo que mandes, deja de ser tuyo y quien lo recibe puede hacer un mal uso de tu imagen. Ante cualquier duda, hablalo con un adulto de confianza.  
  • Intentá no dar demasiada información acerca de tu vida en Internet. Por ejemplo, cuidá las fotos que subís (a veces posás frente a tu casa o con algún uniforme, ¡y ya estás diciendo dónde vivís y dónde estudiás!). 
  • Tus contraseñas son privadas. No las compartas con amigos o conocidos. 
  • Si utilizás la geolocalización, sabés que muchos pueden estar sabiendo dónde estás exactamente. Sé precavida y evitá estar tan expuesta bloqueando la función cada tanto. 
  • Recordá que lo que escribas o digas en un audio, no es privado. La otra persona (o las otras personas) pueden reenviarlo, alterarlo o guardarlo para utilizarlo más adelante.
  • Ya sabés que no deberías chatear con extraños pero si lo hacés, nunca des por sentado que están diciendo la verdad. Pueden mentir con respecto a su edad y hacerse pasar por alguien de tu misma generación sólo para que te fíes. Siguiendo esta línea de pensamiento, no des información de tu rutina. 
  • Ante cualquier situación que te incomode (un diálogo, un chat, alguna propuesta) no dudes en acudir inmediatamente a un adulto. Hacé una printpage que puede servir muchísimo si hay que denunciar acoso, hostigamiento, chantaje o lo que sea. 

Anterior:

Ed Sheeran comprometido

Siguiente:

De la boca de Shakira

Noticias relacionadas

Deja un comentario